|

Un libro para leer (sólo con la mente algo firme)

*(Post escrito pensando en una amiga de la que espero noticias y a la que deseo lo mejor)

Darío Ergas escribió este interesante libro. en 1991. “El sentido del sin-sentido”

De lo individual más profundo, a lo social. Lo recomiendo.

Descárgalo

“También he observado a aquellos que no se conocen.  “Mi  problema es que yo no me conozco a mí mismo”,  dicen.  Estos  experimentan impulsos por viajar, por visitar al psicoterapeuta, por pasar experiencias fuertes con el afán  de   encontrarse  con ellos mismos.

Luego  otros,  que  recitan  cosas como  “uno  nunca  termina  de conocerse”,   dejando  así  esta  búsqueda  entre  los  intereses utópicos que se suelen tener.

Así,  en esta confusión generalizada, yo seguí consejos de unos y otros sin poder,  francamente, entender sus propuestas”

————————————–

En una historieta  de Quino, Mafalda  le dice a Felipe: tienes que conocerte a ti mismo, y Felipe angustiado responde ¿y si no me gusto? Creo que el temor de Felipe es la primera dificultad que debemos sortear para entrenar una mirada sobre nosotros mismos.

Observar lo que me pasa  tiene el problema de que habitualmente lo que me pasa, no es lo que me gustaría que me pasara. Lo que me pasa generalmente está muy lejano a lo que “se supone” que me debiera ocurrir. En este choque entre lo que observo y lo que quisiera observar, produzco una huida de mí mismo. Huir de sí mismo debiera ser difícil, sin embargo es tan fácil como pestañear.

————————————–

Todos  hemos vivido situaciones de fuerte  sufrimiento,  de  gran contradicción y violencia interna.  Nada de eso tiene que ver con el estado de sinsentido.
En este estado  no se registran grandes problemas,  ni  aparecen fuerzas internas contradictorias; hay una suerte de tranquilidad en que las cosas “dan lo mismo”. Toda mi acción hacia el mundo es inercial,  me levanto en la mañana porque suena el despertador, voy al trabajo porque es lo que siempre he hecho, si alguien me invita al cine, voy. Pocas cosas me sacan de esa neutralidad emotiva y si algo logra emocionarme  es  por  un corto instante.

————————————

Pero fue tu contradicción la que te trajo hasta este  estado  de sinsentido.  No llegaste a él por ninguna metafísica,  ni ninguna filosofía de la existencia. Por ninguna náusea o cosa parecida.

Fue  tu contradicción,  que experimentabas dolorosa y  sufriente, que experimentabas sin salida, que no supiste como  integrar, comprender,  perdonar,  la que te llevó al mundo de la  nada,  al mundo de los muertos-vivos, al mundo de los zombis.

Es difícil entender esto desde el estado de los zombis.  A no ser que  captes -con verdad interna- que mañana será igual  que  hoy, que el próximo año,  igual al anterior, e igual al próximo, y al próximo y al próximo;  y quieras salir de la trampa en la que  tú mismo te metiste.  Perderle el miedo al sufrimiento y  considerar que este estado es peor que sufrir.  Es peor porque no hay  forma de  avanzar,  de  descubrir,  de  investigar.  No  hay  búsquedas internas ya que todo da lo mismo.

———————————

Pero el fracaso te horroriza.

Esta   es   una   sociedad  de  oportunidades  en   la  que   los inteligentes y hermosos triunfan. Pero a ti nada te sale así.

A veces has recibido un aplauso.  Te han dicho que vales la  pena y,  sin que tú lo quisieras,  todos se han enterado de eso que te han dicho. Tratas de escuchar el eco del aplauso que se  desvanece. Cuando estaba en la reunión  con  esa persona tan importante…él me dijo…yo le dije…y entonces me  dijeron…, pero  ya  pasó, el eco se desvanece y  otra vez  los  estúpidos. Afortunadamente nadie se ha dado cuenta y nadie lo  hará,  porque mañana lograrás que ella vaya contigo y entonces…

Nadie quiere ser un fracasado, es un insulto existencial. Además, si uno ha fracasado en algo, poca cosa, nunca en todo, no ha sido culpa de uno.  Ha sido por la fulana que me ha abandonado, por mi familia  que  nunca supo reconocer  mis  virtudes;  incluso  esta sociedad de oportunidades,  se las ha dado a todos menos a mí; a lo sumo, como me considero solidario,  reconozco que tampoco  se las ha dado a mi grupo social, etc.
Más que fracaso, me parece que hay gente que tiene deudas conmigo.

Es una dificultad reconocer el fracaso.  Incluso ahora,  mientras lees,  piensas que hablo a otros que han fracasado, pero no  a  ti, porque mañana tú tendrás…, o ayer te dijeron que mañana te darán…

—————————–

El  resentimiento es una de las enfermedades síquicas que  no  se curan  con  el tiempo. No importa cuánto tiempo de reloj pase, meses o años. Eso, en tu conciencia está ahí, todavía presente, como si el tiempo no hubiera pasado.  Puedes considerarte ya mayor, hacer las cosas que hace la gente de tu edad, y, sin embargo, sigue habiendo un niño  en  ti  o un adolescente,  que actúa  en  muchos ámbitos de tu vida.  En cada crisis,  en cada situación  difícil, cada vez que tu alrededor cambia (y eso es hoy cada  vez más frecuente),  te invaden temores y dificultades  que reconocerás que te han acompañado siempre. Y ahí está  operando eso que dejaste pendiente y que pretendiste que el tiempo curara.

——————————–

¡Qué  feo  es verse a sí mismo resentido!  Es  casi  un  problema estético.

He   visto   a   muchos  “buenos”  perdonar   con   rapidez   sus resentimientos.  Luego,  los he visto llenos de problemas  que  no alcanzan a comprender, o envueltos en una situación vital displacentera, sin saber que es lo que les pasa. Estos  estados  que se reconocen sufrientes,  pero que no se sabe que pasa, me han llamado mucho la atención. Uno revisa su situación y no encuentra grandes problemas, sin embargo  sufre y sin saber por qué.  He reconocido  el surgimiento  de grandes filosofías y metafísicas de  la  vida, que explican el mundo,  la historia y el hombre, y detrás de las explicaciones y verdades que se afirman,  me ha parecido oler  el resentimiento.

He  escuchado hablar de reconciliaciones y muchas veces he  visto que son huidas del resentimiento y no reconciliaciones.

———————————-

1.- Lo Personal y Lo Social.

Una de las razones que me han motivado a dirigirte estas páginas es    darme   cuenta  que  mis  “problemas personales”,  los  compartía  con toda la gente  que  conocía. Y conozco bastante gente en distintas latitudes.

¿Cómo  es  posible  que  algo que  se  registra  tan  personal  y sufriente, sea compartido por tantos?

¿Será tan personal lo que llamamos “problema personal”?

Porque  si  consideras que tu sufrimiento es  personal  por  el hecho de que eres tú el que lo registra y lo siente, tendrías que considerar  como  personal toda  actividad  humana, porque todo se registra y se siente desde uno. Nadie puede sentir por  uno.  Te  puedes imaginar lo que siente  el  otro,  pero  no sientes lo del otro. Además, eso que imaginas del otro también lo experimentas en ti, con tus sensaciones y no con las del otro. Si seguimos esta idea, nada saldría de lo personal.

Me  parece  sospechoso  considerar  como  problemas   personales, los problemas que experimenta la totalidad de los seres humanos de la tierra.

—————————–

La  violencia entonces, es el modo de  acción  que   impide la expresión de la intención  de  otro  ser humano. El  objetivo  de la violencia no es destruir el cuerpo  sino  que impedir el avance de la intención. .

Por lo general entendemos por “violencia” a la violencia física. En ésta se impide la expresión del otro, logrando dominar su cuerpo  por medio de la fuerza .  Pero existe también una   violencia  económica, en que domino al otro restringiendo su acceso a los recursos materiales que le permiten su subsistencia. La violencia  sicológica en cambio, impide la expresión del otro a través  de  la  amenaza de la aplicación de  violencia  física  o económica.

Podemos aplicar estos tipos de violencia a individuos o a conjuntos y así anular la expresión de una raza, una cultura o una religión.

Existe la creencia que la violencia es legítima como autodefensa(19),  como modo de actuar frente a la amenaza. Si alguien pone en peligro mi vida, o la de mi gente, o mi propiedad, o mi libertad ; allí la violencia es una respuesta aceptada.  Hemos delegado en el Estado la aplicación de lo que llamamos “violencia legítima”. Es el Estado el que posee el derecho para aplicar la violencia cuando los ciudadanos se sienten amenazados. De este modo la autodefensa sólo es necesaria frente a situaciones muy límites, porque el aparato estatal tiene las herramientas para aplicarla cuando se requiera.  A medida que la contradicción social aumenta, el Estado perfecciona sus aparatos de represión en una espiral sin fin.

———————————

Cada vez es más evidente el fracaso del modelo económico del libre mercado. No sé siquiera, si ese nombre será recordado en el momento que esta publicación (1991) llegue a tus manos. En todo caso el fracaso del “libre mercado”  no implicará una crisis global y ese modelo será reemplazado por el modelo del “libre-dirigismo” o cualquier otro sincretismo de finales de época.
Será de mucho interés observar los cambios dentro de Estados Unidos. Ya hoy se escuchan voces que hablan de la necesidad de un “liderazgo fuerte” en ese país. El destino de un liderazgo fuerte, es otro más fuerte y comenzaremos a ver allí el estilo de democracia que conocemos en Latino América, es decir, parecida a una dictadura.  Puede resultar gracioso ver como el bipartidismo evoluciona hacia el “monopartidismo-libre”, que pone en marcha el modelo económico del “libre-dirigismo” que logrará la “pax universal”. Cuando esto suceda, (si sucede), el “sentido común” de la época habrá sufrido un shock tan fuerte, como lo sufrió cualquier ruso al levantarse una mañana de 1990 y darse cuenta que no existía el Partido  Comunista.

CONTENIDO
PROLOGO DE LA PRIMERA EDICION
PROLOGO DE LA SEGUNDA EDICION
INTRODUCCION.
I.-    LA VERDAD INTERNA.
1.- La Verdad Absoluta o Ingenua.
2.- Qué nos pasa
3.- El Olvido de Mí Mismo.
4.- La mirada interna
5.- La mirada externa
II.-   LA REALIDAD SICOLOGICA.
1.- Los Estados de la Conciencia.
2.- La Experiencia de la Realidad.
3.- Las Creencias.
III.-  EL SINSENTIDO.
1.- Descripción del Sinsentido.
2.- La Trampa Sicológica.
3.- La Anestesia de Registros Internos.
IV.-   EL FRACASO.
1.- La experiencia del fracaso
2.- El fracaso de las creencias
V.-    LA CONTRADICCION
1.- Función del Sufrimiento en el Siquismo.
2.- Descripción de la Contradicción.
3.- La Toma de Decisiones.
VI.-   EL RESENTIMIENTO
1.- Algunas Precauciones. ?
2.- La Lógica del Resentimiento.
3.- Descripción del Estado de Resentimiento
4.- La Crisis.
5.- La Reconciliación.
6.- Creencia, Fracaso y Reconciliación
VII.-EL PROYECTO VITAL.
1.- Qué hacer con la propia vida
2.- La experiencia de sentido
3.- Los falsos proyectos
4.- Las acciones válidas o con sentido
5.- Para develar el proyecto vital

VIII.- LA SOCIEDAD EN BUSCA DE SENTIDO
1.- Lo Personal y Lo Social
2.- Qué hacer
3.- La Contradicción Social
4.- El Sinsentido Social
5.- La Ideología del Sinsentido

IX.- HACIA UNA NUEVA VERDAD
1.- El cambio es posible
2.- El fracaso de la naturaleza
3.- El fracaso de la Violencia
X.-   EL CAMBIO SOCIAL.
1.- Hacia dónde vamos ?
2.- El Movimiento Social
3.- El Cambio Social
XI.- EL SENTIDO DE LA VIDA
1.- El problema de la Existencia
2.- El problema de la Muerte
3.- El problema de la Fe
4.- El Sentido de la Vida
XII.-    SINTESIS FINAL.

NOTAS BIBLIOGRÁFICAS

Related Posts with Thumbnails

Tags: , , , , ,

shapeimage_1

Chain Feed

2 Responses for Un libro para leer (sólo con la mente algo firme)

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Un progresivo viaje que enlaza la experiencia de la conciencia individual con la faceta social del Ser Humano, un análisis de los estados dolientes y silentes de la conciencia, y una reflexión acerca de la naturaleza misma ……

  2. [...] This post was mentioned on Twitter by Susana, Susana. Susana said: Un libro para leer (sólo con la mente algo firme): Un progresivo viaje que enlaza la… http://goo.gl/fb/e3uwB [...]

Leave a Reply